| 19 de Octubre de 2021 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Tribunales Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía Sostenibilidad ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía
Pedro Sánchez
Pedro Sánchez

Pedro Sánchez, desaparecido de nuevo en plena ola sanitaria

El presidente del Gobierno se comporta como si el principal problema de España no fuera con él y permite que se extienda otra vez la sensación de miedo e improvisación.

| ESdiario Editorial

 

 

La incidencia acumulada ha subido 25 puntos en solo un día, para situarse ya en los 277 casos por cada 100.000 habitantes, impulsada por la disparada tasa entre los veinteañeros, próxima ya a 1.000 y muy superior incluso en zonas como Cataluña, Cantabria o Asturias.

En ese escenario, Francia y Bélgica han recomendado ya no viajar a España, que aparece completamente en rojo en el mapa del Centro para la Prevención y el Control de Enfermedades de la Unión Europea, con dos únicas excepciones: Castilla la Mancha y Galicia.

La contagiosidad, no obstante, sigue sin justificar el posible temor de los turistas a viajar a España: Francia tiene una tasa de incidencia menor, pero una mayor mortalidad, que en España sigue siendo “baja”: con 17.000 nuevos contagios consignados en las últimas 24 horas, se han registrado 28 fallecidos “solo” y la ocupación de UCIS y camas hospitalarias sigue siendo baja.

Pedro Sánchez está desaparecido en pleno apogeo de la quinta ola de la pandemia y no se espera de él ninguna medida para ayudar a contenerla

La inacción del Gobierno sigue siendo enorme: ni en el plano sanitario ni en el económico ha sido capaz de adoptar ningún tipo de estrategia para evitar la mala imagen que España vuelve a dar el mundo como uno de los países más infectados y peligrosos.

 

Cabe preguntarse ahora, más que nunca, cómo es posible que hace solo unos días el Gobierno anunciara el fin de las mascarillas obligatorias al aire libre, coincidiendo con la concesión de los indultos a los presos del procés.

Mientras, las Comunidades van adoptando medidas sin esperar al Ministerio de Sanidad: Valencia y Murcia se han sumado a Cataluña para cerrar el ocio nocturno. Y Canarias, entre otras, ya ha pedido a los tribunales que le permita imponer el toque de queda nocturno. Sánchez, al parecer, no tiene nada que decir ni hacer al respecto y prefirió irse de gira báltica. Lamentable.