| 13 de Abril de 2024 Director Benjamín López

× Portada España Investigación Opinión Medios Chismógrafo Andalucía Castilla y León Castilla-La Mancha C. Valenciana Economía Deportes Motor Sostenibilidad Estilo esTendencia Salud ESdiario TV Viajar Mundo Suscribirse
Alubias con almejas
Alubias con almejas

Sabores tradicionales: receta de alubias con almejas al estilo de la abuela

Disfruta  este guiso de la abuela, que combina sabores de tierra y mar, una receta ideal para Semana Santa.

| Elena Bellver esTendencia

Con solo 86 calorías por cada 100 g cocidas, las alubias ofrecen una alternativa nutritiva y baja en calorías, ideal para aquellos preocupados por su salud y bienestar.

Ya sea en una olla exprés o en una cazuela tradicional, la receta de alubias con almejas es una muestra perfecta de cómo estas legumbres pueden adaptarse a distintos métodos de cocción, ofreciendo un plato delicioso y reconfortante en cualquier ocasión.

alubias-almejas-2

Las alubias: un regalo de la naturaleza

Las judías o alubias, pertenecen a la familia de las leguminosas (Leguminosae Juss.), son plantas que encuentran sus raíces en América, específicamente en regiones como Perú y México. A lo largo de los siglos, se han expandido por todo el mundo, convirtiéndose en un alimento fundamental en diversas culturas y civilizaciones.

alubias-tiposHistoria y uso en la alimentación

Su historia como alimento se remonta a más de 2000 años atrás, con menciones en textos antiguos como la Biblia y obras de autores de las culturas griega, latina y española. Este legado nos habla de su importancia en la dieta humana a lo largo del tiempo y su valor como fuente de nutrientes esenciales.

Cultivo y distribución

Aunque su origen se encuentra en América, el cultivo de las judías o alubias se ha expandido a todas partes del mundo, adaptándose especialmente bien a las regiones tropicales, subtropicales y templadas.

planta-alubia

Su versatilidad y resistencia las convierten en una especie universalmente cultivada, siendo apreciadas tanto por su valor nutricional como por su facilidad de producción.

Preparación y consumo

Alubias

Las semillas secas extraídas de las vainas son el componente principal de la dieta humana, y su preparación es todo un arte culinario. Antes de cocinarlas, es común remojarlas para ablandar las cascarillas, facilitar la absorción de agua y reducir el tiempo de cocción.

Este proceso también ayuda a disminuir los factores tóxicos y poco nutritivos presentes en las semillas, al tiempo que activa la hidrólisis de proteínas y almidón, mejorando su digestibilidad y sabor.

Variedades destacadas

alubias-variedades

Dentro del género Phaseolus, existen diversas especies importantes de judías y alubias, cada una con sus propias características distintivas.

La judía común (Phaseolus vulgaris) es una de las más extendidas, con variedades de piel roja, negra y blanca. Otras especies notables incluyen la judía pinta (Phaseolus coccineus) y la judía escarlata (Phaseolus Multiflorus), esta última comúnmente encontrada en España. Además, destacan las alubias negras y las fabas, reconocidas por su tamaño grande, color blanco cremoso y forma arriñonada.

Alubias: Calorías y nutrientes

Las alubias, al igual que otras legumbres, son ricas en nutrientes y pueden variar en contenido calórico dependiendo de si se consumen secas o cocidas. A continuación, se destacan algunas diferencias significativas:

alubias-secas-cocidas

Contenido Calórico:

  • Alubias Secas: Aportan alrededor de 292 calorías por cada 100 g.
  • Alubias Cocidas: Reducen su contenido calórico a aproximadamente 86 calorías por cada 100 g.

Nutrientes:

  1. Proteínas:
    • Alubias Secas: Ofrecen 20.8 g de proteínas.
    • Alubias Cocidas: Contienen aproximadamente 5.4 g de proteínas.
  2. Hidratos de Carbono:
    • Alubias Secas: Poseen alrededor de 39 g de hidratos de carbono.
    • Alubias Cocidas: Reducen su contenido a unos 12 g de hidratos de carbono.
  3. Grasas:
    • Alubias Secas: Contienen 0.3 g de grasas.
    • Alubias Cocidas: Aportan solo 0.1 g de grasas.
  4. Fibra:
    • Alubias Secas: Ofrecen una notable cantidad de 25 g de fibra.
    • Alubias Cocidas: Aunque reducen su contenido, aún brindan 5 g de fibra.
  5. Azúcares:
    • Alubias Secas: Contienen alrededor de 5.3 g de azúcares.
    • Alubias Cocidas: Prácticamente no presentan azúcares, con un contenido de 0.0 g.
  6. Sodio:
    • Alubias Secas: Tienen un contenido bajo de sodio, aproximadamente 0.02 g.
    • Alubias Cocidas: Aumenta ligeramente a 0.52 g de sodio.
  7. Otros Nutrientes:
    • Calcio: Las alubias secas aportan 128 g, mientras que las cocidas su cantidad varía.
    • Yodo: Presente en una cantidad de 2 g en las alubias secas.
    • Potasio: Las alubias secas contienen alrededor de 1160 mg de potasio.
    • Vitaminas B1 y B3: Con 0.5 g y 0.15 mg respectivamente, las alubias secas contribuyen a la ingesta de estas vitaminas esenciales.

Estos datos resaltan el valor nutricional de las alubias, siendo una excelente fuente de proteínas, fibra y otros nutrientes esenciales para una dieta equilibrada y saludable.

Alubias con almejas, receta de la abuela

Esta receta de alubias o fabes con almejas, se puede hacer con la olla exprés o cocción tradicional, te contamos ambas:

Alubias-con-almejas

Versión rápida con olla exprés

Ingredientes para 4 personas:

  • 400 g de alubias (pueden ser secas o cocidas de conserva)
  • 300 g de almejas (pueden ser congeladas)
  • 2 dientes de ajo
  • ½ cucharadita de pimentón picante
  • 1 cebolla
  • 150 ml de vino blanco
  • 200 ml de caldo de pescado
  • 1 hoja de laurel
  • Sal al gusto
  • 1 cucharadita de harina
  • Pimienta al gusto
  • 60 ml de aceite de oliva virgen extra
  • Perejil picado, al gusto, (opcional)

Preparación:

  1. Si las almejas son congeladas, se recomienda descongelarlas previamente en la nevera durante la noche. Si se almacenan en un recipiente con rejilla, se evita que queden en contacto con el agua que puedan soltar, manteniéndolas más limpias. Es importante eliminar cualquier rastro de arena de las almejas frescas o congeladas.Almejas_-peri
  2. Si se utilizan alubias secas, se deben dejar en remojo en agua con una cucharadita de bicarbonato durante al menos 8 horas. Si se emplean alubias de bote cocidas, este paso puede omitirse.
  3. Para limpiar las almejas, se colocan en un recipiente con dos cucharadas de sal y se dejan reposar durante al menos dos horas. Durante este tiempo, se cambia el agua dos veces, añadiendo sal nuevamente en cada cambio. Después, se lavan las almejas bajo el grifo y se escurren para su uso en la receta.
  4. En una olla, se agrega el vino blanco y 60 ml de agua, llevándolo a ebullición. Se añaden las almejas y se hierven durante unos 20 segundos. Luego, se retira la olla del fuego.olla-con-agua
  5. Se examinan las almejas; aquellas que estén cerradas o rotas se descartan. Se guarda el caldo sobrante de la cocción de las almejas, pasándolo por un colador y reservándolo.
  6. Se pelan y cortan finamente la cebolla y los ajos.cortar_cebolla_2017_12_26_17_03_21_UTC
  7. Se añade el aceite de oliva virgen a la olla exprés y se calienta a fuego medio con la olla destapada. Se sofríen los ajos y la cebolla durante dos minutos.
  8. Se incorpora la cucharadita de harina y se remueve.harina_2
  9. Se añaden las almejas y el caldo de la cocción reservado en el paso anterior, junto con el caldo de pescado, las alubias y la hoja de laurel. Se remueve.Laurel
  10. El líquido debe cubrir las alubias aproximadamente 2 cm por encima. Si es necesario, se añade un poco de agua.
  11. Se ajusta el fuego a temperatura media, se cierra la olla exprés y se cocina durante 25 minutos si se usan alubias cocidas de bote, o 35 minutos si se emplean alubias secas.olla_a_presion_4
  12. Pasado el tiempo de cocción, se apaga el fuego y se agrega el pimentón cuando la olla permita su apertura y si lo deseas un poco de perejil picado al gusto.Pimentón de la Vera

Receta Versión Tradicional:

  1. Si se prefiere cocinar en una cazuela en lugar de usar la olla exprés, se siguen los mismos pasos. Los ingredientes son idénticos a los de la receta anterior.
  2. Se descongelan y cuecen las almejas de la misma manera. Las alubias se remojan si son secas.remojo-alubias
  3. Se pelan y cortan los ajos y la cebolla.Ajos
  4. Se agrega aceite de oliva a la cazuela, como se hizo en la versión rápida.olla-con-agua_1
  5. Se sofríen la cebolla y los ajos, añadiendo una cucharadita de harina y removiendo.
  6. Luego se añaden las almejas, el caldo de la cocción, el caldo de pescado y la hoja de laurel, igual que en la versión rápida. caldo_pollo
  7. Cuando el agua hierva, se formará espuma, momento en el que se lleva a cabo el proceso de "asustar las alubias", añadiendo 60 ml de agua fría para bajar la temperatura de cocción y evitar que se rompan.
  8. Este proceso se repite al menos dos veces, prolongando así el tiempo de cocción, aproximadamente una hora y media.
  9. Para comprobar si las alubias están cocidas, se pinchan con un tenedor para verificar su ternura.
  10. Se apaga el fuego, se añade el pimentón, un poco de perejil picado, (opcional) y se deja reposar unos cinco minutos antes de servir.alubias-almejas

Las alubias, con su legado histórico, diversidad culinaria y valor nutricional, son un regalo de la naturaleza.  No solo deleitan el paladar, sino que también son ricas en nutrientes saludables.

Su versatilidad en la cocina y sus beneficios para la salud las convierten en un ingrediente imprescindible en cualquier despensa consciente y en cualquier mesa que busque sabores auténticos y nutritivos.Si te ha gustado el artículo compártelo en tus redes sociales y déjanos un comentario con tu opinión.