| 18 de Enero de 2022 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Tribunales Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía Sostenibilidad ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía
Pedro Sánchez y Nadia Calviño
Pedro Sánchez y Nadia Calviño

Hachazo de Bruselas a la euforia del Gobierno: recorta un 1.6 el crecimiento

La economía crecerá un 4,6% y no 6,5% en 2021 y los precios un 2,8%. España será la última de las cuatro grandes economías del euro en recuperar el PIB anterior a la crisis del COVID

| E. M. España

Nuevo varapalo de Bruselas a las previsiones económicas del Gobierno de Pedro Sánchez al recortar un 1,6% -según la estimación hecha en julio- el crecimiento de España en 2021 dejándolo en el 4,6%, a lo que se suma una inflación del 2,8%. Con estos datos, España será la última de las cuatro grandes economías del euro en recuperar el PIB anterior a la crisis del COVID por detrás de Alemania, Francia e Italia.

Estos datos dejan en evidencia el optimismo mostrado por el departamento de Nadia Calviño que en su último cuadro macroeconómico contemplaba una subida del PIB del 6,5% este año y una expansión que alcance el 7% un año después. Para 2022, en cambio, Bruselas prevé una expansión del PIB de España del 5,5% (lo que supone 1,5 puntos menos que lo planteado por el Gobierno), para después reducir el crecimiento económico hasta el 4,4% al año siguiente, en 2023. 

 

A estas previsiones económicas hay que sumarle el crecimiento de los precios, que está afectando al bolsillo de los ciudadanos o a las empresas en la compra de materias primas. Se contempla que los precios suban en un 2,8% este año por el repunte del gas y la electricidad.

Los precios de la energía, argumenta Bruselas, seguirán en "niveles récord" hasta el segundo trimestre de 2022, sumado a la presión al alza que ejercerá la actualización de las pensiones con el IPC. Dicho de otro modo, seguiremos varios meses viendo récords de subida de la luz con la consiguiente afección que supone a la economía.

Bruselas también advierte de la existencia de varios riesgos de cara al futuro. Entre ellos cita la persistencia o resurgimiento del COVID en otros países, que puede afectar al crecimiento económico a través de un menor turismo hacia España. Asimismo0 señala la existencia de los "cuellos de botella" por el lado de la oferta, así como que los precios de la energía y el transporte, como hemos indicado, pueden retrasar la recuperación en el corto plazo.

Europa también avisa de que los “desajustes en el mercado laboral” pueden tener un efecto negativo sobre las inversiones previstas en las transiciones ecológica y digital. Un nuevo mensaje de tener el mercado de trabajo tranquilo en un momento en que PSOE y Podemos quieren realizar cambios en la reforma laboral.

En el lado positivo, la Comisión Europea destaca que el sector servicios está apoyando la recuperación española y subraya que el consumo privado seguirá siendo fuerte gracias el impulso del ahorro acumulado durante la pandemia y a la creación de empleo.