| 23 de Octubre de 2021 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Tribunales Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía Sostenibilidad ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía
El portavoz de ERC en el Congreso,Gabriel Rufián, junto con su jefe de filas, Oriol Junqueras.
El portavoz de ERC en el Congreso,Gabriel Rufián, junto con su jefe de filas, Oriol Junqueras.

3 profesores catalanes hunden a Junqueras y ERC: el 1-O, "una rebelión de ricos"

El estudio publicado por Josep M. Oller, Albert Satorra y Adolf Tobeña sostiene que las clases más desfavorecidas de Cataluña estaban "claramente en contra" de la Independencia

| Nando del Conde España

Un riguroso estudio elaborado por tres profesores universitarios de Cataluña se ha convertido en un gélido jarro de agua fría para los promotores del golpe del 1-O y, especialmente para una de sus formaciones promotoras, Esquerra Republicana de Catalunya, teóricamente defensora de las clases populares.

Josep M. Oller, Adolf Tobeña y Albert Satorra son coautores de Rebeldes privilegiados: Un análisis longitudinal de los rasgos económicos distintivos del secesionismo catalán, un artículo publicado el pasado mes de febrero en una prestigiosa revista académica y en el que concluyen que el procés fue "una rebelión de los ricos, bien situados, y predominantemente gente bien protegida“

 

Partiendo del análisis exhaustivo de 45 encuestas oficiales que se realizaron entre 2009 y 2016, en la que participaron casi 90.0000 ciudadanos, los académicos sostienen que el proceso independentista de Cataluña era un movimiento impulsado y apoyado principalmente por los catalanes a los que les iban mejor las cosas, mientras que las clases más desfavorecidas "estaban claramente en contra" de separarse del resto de España. 

“Nuestros hallazgos muestran que los segmentos más privilegiados de la ciudadanía catalana eran los que más apoyaban la secesión, mientras que la ciudadanía más pobre y desprotegida estaba claramente en contra. Todos los datos apuntan a la conclusión de que el desafío secesionista era, de hecho, una rebelión de la gente más rica y bien situada”, apunta el artículo.

 

Golpe de gracia al "España nos roba"

El estudio también señala que los catalanes más pobres que estaban en contra de la secesión era, precisamente, la que tenía el español como lengua materna".

En definitiva, este estudio acaba por rematar el mensaje manido de ERC de que los catalanes querían la independencia para poder vivir mejor, así como el "España nos roba" del que tanto uso hicieron todos los partidos independentistas para defender su frustrado golpe a la Constitución.