| 23 de Febrero de 2024 Director Antonio Martín Beaumont

× Portada España Investigación Opinión Medios Chismógrafo Andalucía Castilla y León Castilla-La Mancha C. Valenciana Economía Deportes Motor Sostenibilidad Estilo esTendencia Salud ESdiario TV Viajar Mundo Suscribirse
El portavoz del PNV en el Congreso, Aitor Esteban.
El portavoz del PNV en el Congreso, Aitor Esteban.

El último sondeo vasco confirma el miedo del PNV: Bildu y PSOE pueden tirarlo

Los nacionalistas vascos volverían a ganar las elecciones pero perdiendo apoyo en detrimento de los de Otegi, que podrían formar gobierno con todas las fuerzas de la izquierda.

| Raúl Puente España

El PNV empieza a verle seriamente las orejas al lobo. Los nacionalistas vascos ven cómo su larga época de mandato en el País Vasco se tambalea y podría llegar a su fin en las próximas elecciones autonómicas que tendrán lugar este 2024 -aunque aún sin fecha exacta-. Y es que las encuestas cada vez marcan más claramente una tendencia: menos apoyo a la candidatura de Imanol Pradales en detrimento de la del candidato de Bildu Pello Otxandiano. De nuevo estarán en manos del PSOE vasco (PSE-EE), que en caso de cumplirse los pronósticos con la crecida de Bildu, tendrá que tomar una decisión. Lo que sí deja claro la última encuesta es que un acuerdo del PSOE con Bildu para gobernar el País Vasco es posible y los números dan.

Los resultados de la última encuesta realizada por EITB Focus (la mayor realizada hasta el momento según sus cifras) cumplen la peor pesadilla de los de Andoni Ortuzar y se abren dos vías que acabarían con el fin de su mandato: posible pacto PSE con Bildu o incluso el acuerdo entre los partidos de izquierda cuya suma -en caso de cumplirse estos pronósticos- alcanzaría la mayoría absoluta.

Fuente: Encuesta EITB Focus elecciones vascas (Febrero 2024)

Según este sondeo realizado por la televisión pública vasca, el PNV ganaría de nuevo los comicios con 28 escaños. Es decir, tres menos que en 2020. Por su parte Bildu sería segunda muy de cerca con 26, lo que suponen cinco escaños más que en las pasadas elecciones. En tercer lugar aparecería el PSE-EE con 12 escaños -aumentaría su representación en 2- mientras que el PP igualaría su anterior resultado con 6 diputados

En cuanto a Podemos y Sumar, en caso de presentarse por separado, la formación morada obtendría dos representantes -cuatro menos- y uno la formación de Yolanda Díaz. En casa de ir juntos Podemos y Sumar, podrían llegar a los 5 escaños. Por su parte Vox perdería su escaño actual. El crecimiento en cinco escaños de Bildu podría estar muy ligado al hundimiento de Podemos (cuatro escaños menos), cuyos votantes se pasarían a la opción abertzale.

Fuente: Encuesta EITB Focus elecciones vascas (Febrero 2024)

Con estos resultados, el PNV podría reeditar la actual fórmula de gobierno de coalición con los socialistas pero también se abre la posibilidad antes comentada de que Bildu y PSOE se unan para hacer lehendakari al candidato de los segundos Eneko Andueza. También aparece la vía del pacto entre formaciones de izquierdas (EH Bildu, PSE-EE, Podemos y Sumar) ya que sería suficiente para conseguir la mayoría absoluta situada en 41 escaños.

 

El PSOE ya abre la puerta a un posible acuerdo con Bildu

Por el momento la postura a nivel público del PSOE sigue siendo la de no romper el pacto con el PNV en Euskadi, por el cuál gobiernan en coalición y evitaron el ascenso al poder de los abertzales en las pasadas elecciones. Sin embargo el escenario se presenta distinto en este 2024 con el posible crecimiento en votos de Bildu y el panorama a nivel nacional. Y es que los acuerdos de Pedro Sánchez para mantener la Moncloa están afectando -y de qué manera- a la política regional y municipal. El ejemplo más claro: lo sucedido en Pamplona, entregando la capital navarra a Bildu como parte del pago por su apoyo en la investidura.

Esto es lo que temen en el PNV, ya que como se ha podido comprobar la palabra del PSOE no está para nada al alza y han demostrado que el sillón de la Moncloa está por encima del resto. A esto hay que añadir que los socialistas vascos, viendo estos sondeos, se van abriendo a la posibilidad de aceptar el apoyo de los de Otegi si consiguen la presidencia, desplazando así al PNV. Así lo ha expresado esta misma semana el candidato del PSE-EE, Eneko Andueza, afirmando que ellos no harían lehendakari al candidato de Bildu pero que sí aceptarían ese pacto a la inversa convirtiéndose él en el máximo dirigente autonómico.