| 06 de Agosto de 2022 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Investigación Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía Sostenibilidad ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía
Vuelven los Mercados de Navidad: los 7 más bonitos de Europa
Vuelven los Mercados de Navidad: los 7 más bonitos de Europa

Los 7 mercados de Navidad europeos más espectaculares de este 2021

Mercados de Navidad: Esto es todo lo que debes saber sobre los mercados de Navidad en el resto del continente

| Redacción Ocio

Los mercados de Navidad son uno de los mayores atractivos turísticos de las ciudades en esta época. Estos son algunos mercados navideños en Europa que no puedes dejar de visitar.

Después de que se conociera la noticia de que vuelve Naviluz a Madrid, las preguntas y el foco de atención se metía de lleno en los mercados de Navidad, presentes en casi todas las ciudades españolas.

En Europa, los mercadillos navideños son de lo más tradicionales y no quieren que faltes a su cita. ¿Quieres saber cuáles son?

 

 

1. El Mercado de Navidad de Manchester

Manchester cuenta con uno de los mercados navideños más grandes y bonitos de todo el Reino Unido. El primero tuvo lugar en 1999, siendo así el primer mercado de Navidad de Reino Unido.

Actualmente, este mercado atrae a 9 millones de personas. Todo, gracias a los 300 puestos diseñados, específicamente, para la Navidad. Ofrecen platos típicos navideños deliciosos de todas partes del mundo, bebidas calientes y regalos de Navidad artesanales hechos en la ciudad.

 

 

 

2. El Mercado de Navidad de Poznan

El mercado de Navidad de Poznan, Polonia, es uno de los más especiales. Su ubicación es privilegiada, ya que se encuentra en las icónicas plazas del Mercado y en la de la Libertad.

Su inconfundible diseño, con casetas de madera, ayudan a crear un ambiente de lo más festivo, acompañado de iluminación, música y comida para todos los gustos. Pero, ¿qué es lo que lo hace tan especial? 

Las esculturas de hielo que tienen en la plaza del Mercado Viejo es uno de los mayores atractivos. Eso sí, si eres de lo que les encanta el mercado de Navidad, debes saber que las tazas conmemorativas de cada edición son objeto de coleccionista. No hay excusa para no asistir todos los años.

 

 

3. El Mercado de Navidad de Budapest

Budapest cuenta con un mercado navideño cuyo pistoletazo de salida tiene lugar durante la última semana de noviembre. En e centro histórico de la ciudad, podrás encontrar alumbrados repletos de luces LED que tintinean durante las fechas navideñas.

La plaza Vörösmarty es uno de los epicentros de este mercado. Es el lugar donde se halla el mercado más grande y animado de la ciudad (y si nos ponemos, de todo el país).

El otro epicentro es la explanada frente a la basílica de San Esteban. Allí encontrarás un árbol de Navidad, una pista de hielo y una serie de casetas de madera, un conjunto que te permitirá apreciar una de las postales navideñas más bonitas de la ciudad.

 

 

4. El Mercado de Navidad de Basilea

Suiza vive la Navidad. Por ello, el mercado navideño de Basilea es uno de lo más concurridos y favoritos por los viajeros de todo el mundo. La ciudad es indispensable en cualquier mapa de la Navidad en Europa.

Su casco antiguo cuenta con luces resplandecientes, las cuales son acompañadas por las tiendas y las fachadas de los edificios, los cuales brillan en multitud de colores para ofrecer la magia de la Navidad.

 

 

 

5. El Mercado de Navidad de Dresde

Alemania es uno de los países donde podrás encontrar más de un mercado navideño. Un cuento de Navidad es la mejor definición para la ciudad de Dresde durante el mes de diciembre.

Cada una de las plazas principales que podrás encontrar en la ciudad, cuentan con su propio mercado. Los puestos de madera, música, luces y animación están a la orden del día. El frío no es excusa.

De entre todos ellos, encontrarás el mercado Striezelmarkt, ubicado en la plaza Altmarkt. Este mercado lleva desde 1434 animando durante las fechas navideñas, siempre lleno de magia, originalidad y autenticidad.

Su pirámide escalonada Erzgebirge (que supera los 14 metros de altura) y su árbol de Navidad son lo más destacable de la visita. Aún con todo, el mercado de la calle Praga combina a la perfección con el de Striezelmarkt, gracias a sus luces de Navidad, también conocido como Winterlights of Dresden. 

 

 

6. El Mercado de Navidad de Viena

La capital austriaca acoge en la Rathausplatz, también conocida como plaza del Ayuntamiento, su principal mercado de Navidad, el Christkindlmarkt, el cual tiene lugar del 17 de noviembre al 26 de diciembre.

Alrededor de 150 puestos ofrecen regalos navideños, adornos para el árbol de Navidad, dulces y bebidas calientes para superar las bajas temperaturas. Los árboles que se encuentran allí se decoran llegando a formar una oleada de colores. 

En la planta baja del consistorio, podrás encontrar a niños haciendo velas o pastas de Navidad de forma divertida. Además, podrás encontrar coros internacionales cantando villancicos, de forma gratuita.

También en el Palacio de Schönbrunn, antigua residencia de los Habsburgo, se prepara un mercado de Navidad (del 24 de noviembre al 26 de diciembre) y un mercado de Fin de Año (del 27 de diciembre hasta el 6 de enero). Allí ofrecen una gran variedad de artesanía tradicional, joyería hecha a mano y elementos decorativos que no pueden faltar en un árbol de Navidad.

 

 

 

7. El Mercado de Navidad de Bruselas

Bélgica es uno de los países europeos donde más concentración de mercados de Navidad conviven de forma simultánea. Algunos de ellos son: Winter Wonders, Amberes, Gante o Brujas.

Para enamorarse perdidamente de la Navidad, podrás encontrar el de Bruselas, también conocido com Winter Wonders. Es tal su fama, que podrás encontrar más de 2.5 millones de visitantes cada año.

Sus increíbles espectáculo de luz y sonido, en la Grand-Place, no dejan indiferente a nadie. El Grand-Place acoge a un árbol majestuoso y gigantesco, un pesebre de tamaño natural, una pista de patinaje, luces mágicas y muchas exposiciones navideñas. Sin duda, un conjunto irresistible para un mercado de Navidad.