| 09 de Noviembre de 2022 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Investigación Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía M. Ambiente ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía Suscribirse
Joan Ribó con los concejales de Compromís junto a Puig y los ediles del PSOE
Joan Ribó con los concejales de Compromís junto a Puig y los ediles del PSOE

El overbooking en Compromís en Valencia para ser concejal dispara los nervios

De los actuales concejales, 9 aspiran a ir en puestos de salida -sólo renuncia Galiana- a los que se suma Papi Robles, Ferran Puchades, Isaura Navarro, J. Peris… demasiada gente para el acta

| E. M. Edición Valencia

Nervios en Compromís ante la toma de posiciones de cara a la confección de la lista electoral de las próximas elecciones municipales en Valencia. Pese a que aún quedan meses, el proceso se ha abierto ahora en la coalición y muchos quieren puesto de salida en los comicios de mayo… el problema es que no hay tantos huecos para tanta gente y empiezan los nervios, las estrategias y los posicionamientos para lograr entrar en el top de la lista.

Aunque no va a haber primarias como en las elecciones de 2015 y 2019, la lista la elaborará una comisión de la ejecutiva de Compromís en Valencia con los nombres de las personas que han mostrado su disposición a ir en la misma. No se trata sólo de cuadrar nombres entre quienes tienen más simpatía por la cúpula, también hay que respetar el orden de la paridad en cremallera -hombre y mujer alternados- y las plazas de cada pata de la coalición para garantizar la pluralidad -no pueden ir seguidos todos los de Iniciativa o Més, por ejemplo- lo cual puede dejar a actuales concejales fuera de los puestos de salida.

En estos momentos, de los diez concejales que tiene Compromís en el Ayuntamiento, nueve tienen intención de repetir. Sólo el concejal de Cultura Festiva y presidente de JCF, Carlos Galiana, renuncia a continuar por falta de apoyo. A ellos se les suma el paso adelante dado por la portavoz en Les Corts, Papi Robles, por el coordinador de recursos del Ayuntamiento, Ferran Puchades, y por otros militantes con menos peso que augura una batalla encarnizada.

 

Se da por hecho si Joan Ribó va de número uno -no es cuota de ninguna facción además-, la número dos será una mujer, Papi Robles, del sector de Més -antiguo Bloc-, al que le seguiría por peso el actual vicealcalde, Sergi Campillo, del sector de Iniciativa. A partir de ahí, lo lógico es que fuera alguien de Els Verds y mujer, plaza que podría recaer en Lucía Beamud, actual concejala de Espacio Público, lo que podría retrasar al actual concejal de Movilidad, Giuseppe Grezzi, en la lista, que hasta ahora era la cuota de Els Verds pero está como no adherido.

A partir de ahí empiezan los codazos entre facciones. Por parte de Més -el antiguo Bloc y sector mayoritario- aspiran a entrar en las primeras plazas Pere Fuset y la edil de Servicios Sociales, Isa Lozano, los que más peso tienen, y por Iniciativa pisa fuerte Luisa Notario, persona muy cercana a Campillo, a los que habría que sumar la edil de Cultura, Gloria Tello, y el de Agricultura, Alejandro Ramón, que quieren su plaza de salida. También Ferran Puchades, histórico de Compromís, ha dado el paso de presentarse, y no quiere quedarse a las puertas de conseguir el acta como le pasó en 2019.

Con todos estos nombres, estamos hablando ya de 11 personas, cuando actualmente Compromís tiene 10 concejales -su mejor marca- y ninguna encuesta apunta a que sumen más. Incluso podrían bajar, lo que supone que algún concejal actual estará ya fuera de los puestos de salida, de ahí tanto nervio ante el overbooking de cargos.

A estos nombres se añaden cargos autonómico que pueden buscar cobijo en el Ayuntamiento frente a lo que pueda pasar en la Generalitat. El más destacado, Isaura Navarro, actual secretaria autonómica de Salud Pública y persona muy cercana a Oltra. Puede ser candidata a entrar en el top de la lista. El secretario autonómico de Cultura y Deporte, Ximo López, y la subsecretaria de la Conselleria de Educación, Eva Coscollá, y el subsecretario de Agricultura, Alfons Puncel.

También otros militantes de menor peso como María Giner, de joves PV y del BEA, o Albert Sebastiá. Pilar Soriano, que fue concejal en las dos anteriores legislaturas y en esta tuvo que conformarse con ser asesora, puede intentar volver a los puestos de salida, lo que suma más presión para los que están, y Jordi Peris, ex concejal de Valencia en Comú-Podemos que se acercó luego a Compromís y se ha presentado como cuota de Iniciativa. Demasiados nombres para tan pocas actas de salida. Que empiecen los juegos del hambre en Compromís.