28 de septiembre de 2020
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Una anécdota de Paco León sobre la infanta noquea a Bertín en su sofá

Bertín Osborne y Paco León compartiendo risas en la cocina durante el programa.

Bertín Osborne y Paco León compartiendo risas en la cocina durante el programa.

El clan León volvió a dejar pasmada a España con su falta de pudor. "El Luisma" habló por primera vez de la madre de sus hijos y reconoció que la culpa de su odio al colegio la tuvo Carmina.

La opinión pública asidua a las idas y venidas del mundo del corazón está revolucionada con la naturalidad con la que el actor Paco León le habló a Bertín Osborne sobre su bisexualidad, como si fuera un tema de sobra conocido por todos. Al mundo de la farándula no le extrañó la facilidad con la que el representante masculino del clan León le soltó al anfitrión la frase que llena a estas horas los tablones de Twitter: "Cuando yo conocí a Ana tenía novio; tenía novio yo, no ella. Yo he tenido novios y novias, indistintamente. Pero nunca he tenido yo la sensación de decir 'este sí, este es para siempre'. Con Ana lo tenía clarísimo".

Lo que sí dejó de piedra a los que le conocen fue el gran paso que dio el actor a la hora de plantar su vida privada en las pantallas de media España a la hora de máxima audiencia. Poco dado a airear sus intimidades, Paco León habló de su pareja la guionista y dramaturga Ana Rodríguez Costa. La mujer de Paco, catalana de nacimiento, dio clases de interpretación a la otra hija del clan, María León, y participó en una de las escenas más aclamadas de la familia: el entierro del marido de Carmina en Carmina y Amén.  

El intérprete de Homo Zapping también contó cómo, a pesar del "no vayas a la escuela, que hace mucho calor" de su madre, Carmina, terminó los estudios y se matriculó en la escuela de arte dramático de Sevilla para dar salida al payaso que llevaba dentro. 

El encuentro con Froilán: un fuera de serie

De estudios, pero no de los suyos, fue de lo que Paco León habló con la infanta Elena y su hijo Froilán cuando se encontraron por casualidad en un avión con destino al extranjero.  El sobrino del rey Felipe VI ya había reconocido ser fan número uno del actor cuando interpretaba la serie Aída. El personaje de El Luisma le catapultó a la fama y le convirtió en patrimonio nacional también para la realeza. Relató León como la infanta Elena le pidió una foto, "como cualquiera", mientras le decía "¿verdad que si aprueba [en clases] le sacáis de figurante en Aída?", refiriéndose a su hijo que ya por aquel entonces se aplicaba poco en las materias. 

La sinceridad del actor pudo con el protocolo y le contestó que su retoño no pegaba mucho en ese barrio, que no lo veía sentado frente al bar de Mauricio entre el Jonathan y la Jessi pero que si acaso en Águila Roja. No quedó claro si la respuesta de Froilán- "¡no! que ahí ahorcan a los reyes"- fue tal cual ,o el actor tiró de espontaneidad para seguir aumentando la leyenda del Borbón

En la tuya o en la mía de La Uno de TVE se disparó con las revelaciones del actor y dominó la noche con un 22% de cuota de pantalla. El cine de Telecinco y el de Antena 3 cubrieron las expectativas con un 11,7% y un 11,2% respectivamente mientras Pilar, la nueva coaching de Cuatro, poco pudo hacer con su 5% ante el cine de La Sexta que cerró con un 6,7% de share.

La visita de Albert Rivera a 13 TV volvió a colocar a El Cascabel en competencia directa con las cadenas nacionales por lo menos en Twitter, donde acaparó toda audiencia social de la velada. 

 

Comenta esta noticia