10 de julio de 2020 | DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Víctor Sandoval lo borda destapando la cara oculta y olvidada de Carmen Borrego

Carmen Borrego y Víctor Sandoval... ¿reconciliación a la vista?

Carmen Borrego y Víctor Sandoval... ¿reconciliación a la vista?

Cuando parecía que ya lo habíamos visto absolutamente todo de Las Campos, ahí llegó el presentador y periodista para hacer de las suyas y, de paso, darle una alegría de las buenas a Mediaset

La final de la última edición de Ven a cenar conmigo. Edición Gourmet llegó este miércoles a su fin liderando la noche para Telecinco a gran distancia de todas las demás cadenas con un 13.6% y 2.155.000 espectadores. La rival que más se acercó fue Antena 3 con un Especial sobre el coronavirus que le dio un 7.7% y 1.112.000 espectadores.

La cena era en casa de Carmen Borrego pero el programa tuvo dos claros protagonistas, porque  a la hija de María Teresa Campos le robó bastante protagonismo un mordaz a la par que ocurrente Víctor Sandoval...

Víctor estaba pletórico, en su salsa, con humor incluso en las cuestiones más agridulces. Por ejemplo, Bibiana Fernández hizo un comentario al sentarse en la silla para cenar: "¡Uy! Me he hundido", a lo que un espontáneo Sandoval continuaba: "Tranquila que yo llevo muchos años hundido"... Tras bambalinas y con lágrimas en los ojos reconocía que lo había pasado muy mal y que todavía, a día de hoy estaba intentando salir.

En casa de la Campos había muchas fotos, y Sandoval y Bibi no dudaron en cotillearlas. Entre ellas una de cuando había nacido Carmen y estaba con su padre fallecido y con María Teresa.

Entonces Víctor reconocía que si él fuera hijo de la Campos sería "más prepotente, más de todo lo que se ha dicho de Terelu. La superaría en todo... Sería más prepotente, más borde...".

Pero no fue la única perla que soltaba de sus amigas las Campos porque comentaba antes de ir a cenar que "Carmen es muy pelota" pero reconociendo que "Las Campos tienen algo y es que son muy buenas anfitrionas han recibido a mucha gente. Y será un menú muy Campos".

Muchos años al lado de las tres, ni más ni menos que 20, recordaba que había estado en casa de María Teresa pero que nunca la de Terelu. Al llegar al domicilio de Borrego decía: "La casa es muy Campos".

Otra de las perlas de Víctor vendría antes de la cena: "Me encantaría ser hijo de la Campos".

Tal como presagió el presentador y periodista, Carmen Borrego soprendió con una gran menú. Un cóctel servido en una bandeja para cada uno donde no podía faltar el salmorejo tan andaluz, servido con una cuchara minúscula de café. Victor no podía callarse porque si no reventaba: "Me puedo tirar un año comiendo salmorejo".

Sin embargo, el feeling con Dioni es cero y viceversa porque el conocido por atracar un furgón, reconocía: "No le aguanto, es muy cargante". Realmente cero compatibilidad y Víctor se quejaba de todo lo que se ha reído de él durante toda la edición en todos y cada uno de los programas: "Yo mi pluma, es mi pluma y he nacido así. (...) No me he metido con que es bizco, ni con su tripa, ni con su deformentera, que no es que sea de Formentera sino que es deforme entero".

El segundo plato constaba de solomillo de cerdo por ser bastante comido en Málaga, pero el de Víctor no era igual y enseguida comenzó la queja sin la anfitriona: "Claro me han puesto uno distinto porque soy maricón". A lo que El Dioni le decía: "O sea que si te llamo maricón te enfadas y luego vas y te lo llamas tú". "Ya pero es que no es lo mismo que me lo llame yo, a que me lo llames tú. Me puedo llamar lo que quiera", rebatía él.

Finalmente el plato de Víctor era pollo, y ¿por qué no, cerdo? pues porque el presentador le comentó a Borrego que a él no le gustaba el cerdo... A lo que este volvía saltar de lo más :"¿Cómo no me va a gustar el cerdo si he estado 20 años con uno?"...

El caso es que Borrego y Sandoval se volvieron a reencontrar tras su paso Sálvame Okupa con unos buenos platos y él le reconoció que "creo que hemos recuperado a la Carmen que perdimos".

Todo un reto para la hija de María Teresa en el que se enfrentó a sus miedos y salió victoriosa alzándose como ganadora con 25 puntos por delante de Bibiana con 23, y con un empate entre Dioni y Victor, con 18.

Comenta esta noticia