18 de agosto de 2019 | DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Pilar Eyre desvela que Juan Carlos pidió a Felipe que se divorciara de Letizia

Cuenta la leyenda que Don Juan Carlos no se lleva nada bien con su nuera.

Cuenta la leyenda que Don Juan Carlos no se lleva nada bien con su nuera.

La periodista asegura que la Reina se la tiene jurada al Rey emérito desde que se enteró de esa conversación y que por eso se ha alegrado de la difusión de las grabaciones de Corinna.

¿Se ha alegrado Doña Letizia de que las conversaciones de Corinna hayan salido a la luz? Eso es lo que afirma Pilar Eyre en su último artículo en Lecturas

La periodista, una de las que más y mejor conocen los entresijos de Zarzuela, sostiene que la mujer de Felipe VI se la tenía jurada a Don Juan Carlos desde que se enteró de cuál fue la reacción de éste tras el rifirrafe en la Catedral de Palma en la misa de Pascua entre ella y Doña Sofía.

Según Eyre, el monarca emérito le dijo a su hijo: "¡Felipe, coño, divórciate de una vez! ¿Adónde vamos a llegar?". Lo que enfureció a Doña Letizia.

Escribe la periodista: "Esta habría sido la primera reacción de don Juan Carlos (...). Pero, pasado ese impulso primitivo, el Rey escuchó a quienes le hicieron ver que ese no era el camino, al menos hasta que la heredera cumpla su mayoría de edad, y que más valía intentar un arreglo 'pour la galerie' con el posado a las puertas de la clínica donde lo operaron" en abril.

Ambas reinas en el posado que sirvió de reconciliación.

 

Y añade: "El Rey tenía tal interés en que los españoles creyeran que todo iba bien, que una persona de la Casa no dudó en llamarme –y supongo que a más periodistas– para explicar que don Juan Carlos quería que se supiera que Letizia entró con Leonor y Sofía en su habitación y "estuvieron departiendo cordialmente".

"Aquella frase de don Juan Carlos -'Felipe, divórciate'- hirió profundamente a Letizia hasta el punto de que se habría alegrado de que las conversaciones de Corinna hayan salido a la luz", sostiene Eyre.

A propósito de esas grabaciones comparece este miércoles en el Congreso el director del CNI, Félix Sanz Roldán. Y el jueves el juez de la Audiencia Nacional Diego de Egea tomará declaración al excomisario José Villarejo, el presunto filtrador. Así que las cintas han acabado golpeando también a Felipe VI

Comenta esta noticia
Update CMP