18 de agosto de 2019
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

El 70% de las violaciones las comete el 10% de la población: los inmigrantes

La violación salvaje de Barcelona pone sobre la mesa un tabú: ¿Hay relación entre el origen y nacionalidad y las agresiones sexuales? Los datos de los ataques en manada dicen que sí.

Otra nueva violación, especialmente brutal, vuelve a poner el debate sobre la mesa: ¿Existe relación entre la inmigración ilegal y las agresiones sexuales en España? En este caso, la opinión pública se ha incendiado al conocerse que el detenido en Barcelona es un marroquí de 32 años, recién llegado a España, con antecedentes y, sin embargo, en la calle. ¿Está justificada pues la alarma o tiene tintes de prejuicio y xenofobia?

Vayamos con los hechos. El dato es escalofriante: 350 han sido identificados o detenidos por violaciones y agresiones sexuales grupales, en "manada", según el término ya utilizado unánimemente. Pero de ellos, el 70% son inmigrantes, por un 30% de españoles, pese a que la población foránea en España: esto significa que el 10% del censo demográfico nacional (en torno a 4.5 millones de personas) cometen sin embargo siete de cada diez violaciones de este tipo.

Los datos

Un dato políticamente incorrecto pero perfectamente documentado en un apabullante reportaje dominical de la periodista Ángeles Escrivá en El Mundo, bajo el elocuente titular "Anatomía de las 101 manadas". que recorre todos los casos de este tipo consignados desde los infaustos sanfermines de 2016 que hicieron tristemente célebres los ataques sexuales corales.

 

"Los casos denunciados este año y recogidos por Crónica presentan, además de la juventud de los protagonistas, una característica relevante: al menos en siete de ellos, las manadas están formadas por grupos de extranjeros - uno mixto, uno de ecuatorianos, dos grupos de rumanos y otros tres de magrebíes-", explica la periodista.

"Muy ocultado"

"La muestra analizada de forma rudimentaria se corresponde, sin embargo, en este último punto, con las conclusiones genéricas obtenidas por el ICFS que sostiene que un 31% de los integrantes de las manadas son españoles, un 49% son extranjeros, grupo en el que destaca el 22% de ciudadanos procedentes del Magreb, principalmente de Marruecos, y el resto está por determinar. Una sobrerrepresentación muy controvertida y muy ocultada", afirma en su impactante documento.

La periodista busca una explicación a este tremendo dato, a menudo escondido hasta el punto de no aparecer ni en los medios, con el testimonio del profesor de la Universidad Juan Carlos I, Lorenzo Castro.

"La delincuencia se está etnizando porque la cantidad de jóvenes de procedencia extranjera es cada vez mayor. Muchos de estos jóvenes tienen problemas de desarraigo. Técnicamente se llama población de riesgo. Porque si el 4% de la población juvenil mete la pata alguna vez en la vida, ese perfil asciende al 20% si además está en situación de riesgo".

Palabras de Vox

Coincidiendo con estos datos, el secretario general de Vox, Javier Ortega Smith, aseguró hace dos semanas que "España no puede acoger a toda África, a toda Asia y al planeta Tierra", sino que debe tener una política de inmigración "seria" y devolver a sus países a los que hayan entrado de forma irregular si no cumplen los requisitos para quedarse. Una idea que el líder del partido, Santiago Abascal, ha repetido tras conocerse el nuevo caso de Barcelona.

 

"Nadie nos va a dar lecciones de solidaridad a los españoles. Por supuestos que todos deben ser atendidos y deben recibir primeros auxilios o ser rescatados en el mar. Pero la política de seriedad que defendemos sobre inmigración es que cuando han pasado la situación de riesgo se tienen que abrir los expedientes y si no cumplen los requisitos legales -de asilo, por ejemplo- para estar en España tendrán que producirse las repatriaciones", defiende la formación.

PP y Cs hablan de ello

Para el segundo de Vox, la inmigración hay que tratarla "en origen" para resolver los problemas que empujan a estas personas a dejar sus países, pues "España no puede acoger a toda África, a toda Asia y al planeta Tierra".

Parece tabú hablar de ellos, por el miedo a ser calificado de racista, y de hecho PP y Cs miden mucho sus palabras para no soportar esa acusación. Aunque ambos, en otros términos y sin referirse a nacionalidades y razas concretas, sí han sido claros con respecto al origen de todo y defiende una política de inmigración controlada.

Comenta esta noticia
Update CMP