21 de mayo de 2019
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Rufián compara el ‘procés’ y La Manada y Rahola manda "a la merde" a Valls

El soberanismo echa espuma por la boca tras la decisión de la Fiscalía sobre los políticos golpistas. Rufián y Rahola resumen esa ira con mensajes agresivos casi sin precedentes.

Gabriel Rufián quiso dar la nota una vez más y se llevó un espectacular rapapolvo. El diputado de ERC en el Congreso  ha comparado el caso del "procés" con la sentencia de La Manada,  unas palabras que han provocado una contundente reacción del exdiputado de Ciudadanos Jordi Cañas.

 

 

La Fiscalía  acusa a los líderes del proceso independentista de un delito de rebelión y pide 25 años de prisión para el exvicepresidente Oriol Junqueras, 16 años para cada uno de los cinco exconsellers presos y 17 para los líderes de las entidades independentistas Jordi Sànchez y Jordi Cuixart y para la expresidenta del Parlament de Cataluña Carme Forcadell. 

"25 años de cárcel por votar y 9 por violar. Son unos salvajes. Y si callas, ignoras que el siguiente puedes ser tú", ha escrito Rufián en su cuenta de Twitter, poniendo en comparación el caso del "procés" con el de La Manada, en el que se condenó a cinco hombres por abusar sexualmente de una joven en Pamplona.

 

 

Un mensaje al que ha reaccionado directamente el exportavoz de Cs en el Parlament Jordi Cañas, que ha respondido a Rufián que la acusación es "por rebelión, sedición y malversación de fondos públicos. Por violar y derogar el Estatuto y la Constitución, por intentar dar un golpe de estado contra la democracia y el Estado de derecho, y por amenazar la convivencia. De nada".

Rahola contra Valls

Igual de insultante ha sido la reacción de una de las musas del independentismo, la expolítica y periodista Pilar Rahola, que no ha dudado en faltarle el respeto ad hominem a Manuel Valls, exprimer ministro de Francia y candidato a la alcaldía de Barcelona por una plataforma transversal ciudadana.

El político galo, nacido en la Ciudad Condal, se limitó a analizar la decisión de la Fiscalía del Supremo de pedir elevadas condenas a los políticos secesionistas, con una reflexión tranquila que desmontaba todo atisbo de represión política:

"Ante la petición fiscal de penas a los políticos catalanes en prisión hay que señalar que la democracia exige respeto a la justicia. Las presiones para alterar el equilibrio de poderes son antidemocráticas. No es nada honesto aprovechar las garantías del sistema para erosionarlo".

Pero la respuesta de la íntima colaboradora de Artur Mas y de Carles Puigdemont no pudo ser más desairada, en un contundente tuit:

 

 

Comenta esta noticia
Update CMP