| 24 de Mayo de 2022 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Investigación Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía M. Ambiente ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía
Carla Vigo, en el ojo del huracán por su debut como modelo.
Carla Vigo, en el ojo del huracán por su debut como modelo.

Doña Letizia vuelve a dar una lección mientras su sobrina modelo salta en redes

La Reina volvió a deslumbrar en su agenda en solitario con uno de los "trucos" que mejor maneja en los últimos tiempos casi al mismo tiempo que Carla Vigo Ortiz sucumbía a la presión.

| Redacción Chismógrafo

Hace unos días Carla Vigo Ortiz, sobrina de la Reina Letizia, sorprendía debutando como modelo de una nueva firma de ropa andaluza. De nuevo en España después de una temporada en Alemania, la joven de 20 años no dudó en aceptar la oferta de "21 Ship Company" para convertirse en su imagen y se la pudo ver posar durante una divertida sesión de fotos en Granada como si de una experimentada maniquí se tratara.

Una faceta hasta ahora desconocida en Carla, apasionada del mundo de la moda y que ahora ha debutado como modelo posando con un elegante y vaporoso vestido de fiesta rojo que recuerda, en cierto modo, al que su tía lució en la boda de Federico de Dinamarca y Mary Donaldson en el año 2004, poco antes de su boda con el entonces Príncipe Felipe.

Sin embargo, su estreno como modelo ha desatado numerosas críticas entre sus haters, que no han dudado en mandarle numerosos mensajes reprochándole que si había conseguido ese trabajo era por su familia, insinuando que tenía más posibilidades que otras jóvenes aspirantes a triunfar como maniquís.

Carla, harta de las críticas, ha estallado en Instagram para dejar varias cosas muy claras: "Yo no tengo más posibilidades que nadie. Tengo las mismas", asegura, pidiendo a sus haters que "no habléis de cosas si no tenéis ni idea" (en relación a su relación con su tía) y contestando a los que la llaman fea: "Feos sois vosotros, pero de corazón".

Poco después, la joven continuaba con su respuesta a los que la han criticado en los últimos días, confesando que "no entiendo por qué sois así. ¿Qué daño hago haciendo un anuncio? Antes de opinar de cosas de las que no tenéis ni idea arreglad vuestra vida porque está vacía. Me criticáis por tener más posibilidades según vosotros pero si os enchufaran porque sí en un sitio no diriáis que no. En fin la hipocresía".

Sin duda, un golpe sobre la mesa de Carla que, a sus 20 años, tiene claro que no va a consentir que cuestionen su valía como modelo ni los motivos por los que le han ofrecido debutar como imagen de una nueva firma de moda.

Todo ello coincidiendo con un nuevo acto en solitario de la Reina Letizia, que se desplazó a Toledo para asitir a la presentación y anuncio del ganador del Premio Fundación Princesa de Girona 2021 en la categoría de Empresa.

Si el lunes durante la entrega de las acreditaciones a los Embajadores Honoríficos de la Marca España con el Rey Felipe la Reina enamoró recuperando su exclusiva falda "mantón de manila" de Duyos y el martes optó por lucir, una vez más, su falda asimétrica de estampado cuadro Príncipe de Gales de Massimo Dutti (que se ha convertido en una de sus prendas favoritas) durante su visita a la Real Fábrica de Tapices con motivo de su 300 aniversario, este miércoles volvió al look con pantalón.

Y, demostrando una vez más su austeridad en un momento complicado para la Familia Real, Doña Letizia ha reciclado varios elementos de su guardarropa y los ha combinado acertadamente, consiguiendo un outfit "de estreno" sin serlo, luciendo prendas que no se le habían visto juntas hasta ahora.

De nuevo Doña Letizia ha demostrado ser una maestra en dar un toque novedoso a prendas que ya ha llevado en diferentes actos en los últimos años. Así, ha recuperado su favorecedora y original blazer de estampado de pata de gallo gigante de aspecto acuarela de Uterqüe, que estrenó en 2019. Y, si hasta ahora la había conjuntado con pantalones pitillo y con pantalones capri, este miércoles ha apostado por unos ideales pantalones estilo palazzo en color negro de una de sus firmas de cabecera, Hugo Boss. Como complementos, unos salones en el mismo tono, también de Hugo Boss, desterrando de sus últimos looks los zapatos planos con los que nos sorprendía a comienzos de 2021.

Con su melena canosa suelta la Reina ha vuelto a demostrar que menos es más y que, combinando diferentes prendas a las que no duda en dar una segunda, tercera o cuarta vida, está consiguiendo alguno de sus looks más aplaudidos hasta la fecha.