25 de Enero de 2021 Director Antonio Martín Beaumont

× España Medios Tribunales Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía Medio Ambiente ESdiario TV Mundo C. Valenciana Vanidad

La segunda ola remata al empleo con una sangría que Sánchez no sabe parar

Los datos de desempleados siguen subiendo, las navidades ya no son un estímulo para la creación de puestos de trabajo y la falta de ayudas ahoga a las empresas que no pueden contratar.

| Andrea Jiménez Economía

Las cifras del paro siguen subiendo como la espuma. Ni siquiera la campaña navideña, con el adelanto del 'Black Friday', ha podido salvar el desastre económico que se cierne sobre España. Los confinamientos, los cierres y la falta de estímulos por parte del Gobierno para intentar mantener a flote a las empresas han hecho que los datos de empleo de noviembre sean los peores desde 2012, cuando la dura crisis económica y financiera golpeaba con más dureza.

Así, el número de parados registrados en las oficinas de los servicios públicos de empleo (antiguo Inem) subió en 25.269 desempleados en noviembre (+0,6%), su mayor alza en este mes desde el año 2012, cuando se incrementó en más de 74.000 personas, según datos publicados este miércoles por el Ministerio de Trabajo y Economía Social.

 Con este repunte del desempleo, el segundo consecutivo tras el de octubre, el volumen total de parados alcanzó al finalizar noviembre la cifra de 3.851.312 desempleados, lo que supone 653.128 desempleados más que un año antes (+20,4%).

Además, hay que tener en cuenta que esta cifra no incluye a los trabajadores que se encuentran en suspensión de empleo o reducción horaria como consecuencia de un ERTE, ya que la definición de paro registrado no los contabiliza como desempleados, pero son alrededor de  746.900 personas, ya que también han registrado un aumento de  40.650 trabajadores, desde final de septiembre, debido a las restricciones impuestas por la segunda ola.

Estos ERTE están generado un elevadísimo gasto para las arcas públicas ya que según el Ministerio de Trabajo las prestaciones alcanzan casi los 13.400 millones de euros desde abril hasta octubre.

Pero, además de despidos este mes de noviembre no ha podido salvarse ni siquiera con el llamado 'Black Friday', una fecha que ya se ha convertido en un referente para dar el pistoletazo de salida a las compras navideñas y por tanto, un aumento de empleados para los comercios. 

Sin embargo, en noviembre se registraron 1.449.810 contratos, un 17,8% menos que en igual mes de 2019, de los que 128.189 fueron indefinidos, el 8,8% del total y un 25,3% menos que en noviembre del año pasado.

La Seguridad Social ha perdido más de 350.000 trabajadores en un año

Por su parte, la Seguridad Social ganó en noviembre una media de 31.638 cotizantes respecto al mes de octubre (+0,2%), lo que situó el número total de ocupados en 19.022.002 cotizantes, según datos del Ministerio de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones, aunque si se atiende el dato de último día de mes (por tanto, no en valores medios), el sistema perdió 11.832 cotizantes entre el 1 y el 30 de noviembre.

Además, esta cifra sigue evidenciando la herida abierta en un mercado laboral que se desangra, ya que solo se han recuperado poco más de la mitad de los afiliados que se perdieron en los momentos más duros de la pandemia. En concreto, se han recuperado 578.090 afiliados de los casi 950.000 que se perdieron entre el 12 de marzo y finales de abril, lo que supone que la Seguridad Social ha perdido 354.877 trabajadores en el último año.