| 30 de Septiembre de 2022 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Investigación Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía Sostenibilidad ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía Suscribirse
Cristina Fernández de Kirchner y José Antonio Griñán
Cristina Fernández de Kirchner y José Antonio Griñán

De Kirchner a Griñán: la ofensiva de la izquierda para blanquear su corrupción

Mientras en el PSOE se esfuerzan por quitar hierro al caso de los ERE para indultar al ex presidente andaluz, desde Unidas Podemos sacan su artillería para defender a la mandataria argentina

| E. M. España

La corrupción cuando afecta a uno cerca, no la juzga con la misma severidad como si afecta al adversario político. Y viendo la actitud de la izquierda española en las últimas semanas, hasta se blanquea y se justifica. El mes de agosto desde el PSOE por un lado y Unidas Podemos por otro se ha lanzado una gran ofensiva para blanquear casos de corrupción de les afectan, en concreto los ERE de Andalucía y la corrupción en Argentina de la ex presidenta y actual vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner.

Desde el PSOE se va a cara descubierta para quitar hierro al caso de los ERE como si 680 millones defraudados desde la Junta de Andalucía fueran cosa menor. Los argumentos van dirigidos a eliminar la responsabilidad de los ex presidentes Manuel Chaves y José Antonio Griñán sobre el dinero defraudado para facilitar el indulto de este último.

El indulto, apoyado ya públicamente por pesos pesados del socialismo como los ex presidentes Felipe González y José Luis Rodríguez Zapatero, el ex vicepresidente Alfonso Guerra o la ex presidenta andaluza Susana Díaz, está dando lugar a situaciones surrealistas donde cargos del PSOE intentan convertir en una nimiedad el mayor caso de corrupción de España.

 

Los ERE "es sólo una mala gestión"

En concreto, frases como que los ERE de Andalucía “no deja de ser una mala gestión de unas ayudas que estaban con un propósito muy loable que era ayudar a trabajadores y empresas”, pronunciada por el secretario de Organización del PSOE, Santos Cerdán o que “no es comparable con Gurtel, Púnica u otros casos que han salpicado al PP” –cuando el dinero defraudado en los ERE es mucho mayor-

Otros argumentos socialistas para blanquear los ERE es que “los que se beneficiaron de los ERE fueron unos pocos y están pagando en este caso inocentes como es el caso de los expresidentes Chaves y Griñán”, que Griñán "no se ha beneficiado bde nada" como si no hubiera sido el presidente con responsabilidad para cortar el sistema de los ERE, o directamente ataques a la Justicia tachando la condena a Griñán de “injusta”. Una actitud nada edificante cuestionando hasta al poder judicial del partido del presidente del Gobierno.

 

Podemos y la "conspiración de la derecha y los poderosos"

Más a la izquierda del PSOE, en el espacio de Unidas Podemos, la ofensiva es para lavar la imagen de los Kirchner y los casos de corrupción que amenazan a la ex presidente y actual vicepresidenta, Cristina Fernández, a la que piden 12 años de prisión y le acusan de defraudar 40 millones de euros.

Desde Pablo Iglesias a Ione Blarra o Pablo Echenique han salido en tromba para defender a su aliada bolivariana de Argentina con los argumentos de siempre: es todo un montaje de la justicia controlada por la derecha y de los poderosos contra “los gobiernos que se preocupan de la gente”. Da igual que sea en Argentina o en España, siempre se justifican igual, con la teoría de la conspiración.

Algunos como Echenique hasta se pasan de frenada y en su defensa Cristina Fernández de Kirchner se atreven hasta a pedir que rivales políticos que han defendido “libertad y menos populismo” para Argentina como Isabel Díaz Ayuso acaben en la cárcel. De perdidos al río, a desear cárcel al que no opina igual. Todo vale para justificar la corrupción si es amiga.