26 de Enero de 2021 Director Antonio Martín Beaumont

× España Medios Tribunales Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía Medio Ambiente ESdiario TV Mundo C. Valenciana Vanidad
El vicepresidente, Pablo Iglesias

Iglesias vuelve a imponerse a Sánchez y gana la batalla de los desahucios

El poder del vicepresidente sigue en ascenso ante un Sánchez que no deja de claudicar ante las exigencias de Podemos al encontrarse maniatado por los morados y los independentistas

| Andrea Jiménez España

La penúltima guerra en el seno del Gobierno de coalición se ha saldado con Iglesias como vencedor, al igual que ocurrió con la última, donde Sánchez tuvo que recular al no incluir al vicepresidente en el órgano que controlará los millones de Bruselas. Ahora, el presidente también tendrá que tragarse otra imposición, que llega no solo de Podemos, sino también de ERC y de Bildu, la paralización de los desahucios.

De hecho, la presentación de una enmienda conjunta a los Presupuestos Generales del Estado, por parte de las tres formaciones, provocó un profundo enfrentamiento entre los ministros socialistas, que consideraron una traición la iniciativa de los morados, al enmendar unas cuentas pactadas previamente en el seno del Gobierno de coalición.

 Sin embargo, para Podemos la paralización de los desahucios es un asunto prioritario, tanto que estabam dispuestos a hacer saltar por los aires el pacto de Gobierno y parwece que las presiones moradas y de los independentistas han dado sus frutos, ya que han ganado esta nueva batalla por el control de las medidas que se implementan desde el Ejecutivo.

De hecho, Iglesias, durante su comparecencia ante la Comisión Mixta (Congreso-Senado) de Seguimiento de la Estrategia Española para alcanzar los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS), ha asegurado que "en los próximos días" el Ejecutivo presentará "medidas para evitar los desahucios sin alternativa habitacional" de personas vulnerables.

Así, ha insistido en que desde su departamento se sigue trabajando "para acabar con todos los desahucios durante esta emergencia" y ha reconocido que se están produciendo lanzamientos durante esta segunda ola de pandemia.

Espera tener lista la medida en dos semanas

Según ha explicado, el actual decreto que regula esta medida "no tiene capacidad de frenar" todos los desahucios, por lo que, según ha indicado, el Gobierno está preparando una medida para "evitar los desahucios sin alternativas habitacionales de las personas vulnerables". "Espero que no tardemos más de dos semanas", ha señalado.

Además, ha intentado quitar hierro a las discrepancias que ha originado este asunto en el seno del Gobierno e Iglesias ha abogado por "seguir consolidando" en España "una cultura de la coalición" que, aunque sitúa al Ejecutivo "ante debates y situaciones que no se producirán con gobiernos de partido único", sí que conlleva "resultados positivos", como esta medida.

En concreto, ha indicado que la vicepresidencia segunda que él lidera, está trabajando en esta materia con el Ministerio de Transportes. Movilidad y Agenda Urbana, que dirige el socialista José Luis Ábalos. "A veces la discrepancia y las diferencias conllevan medidas positivas para la gente y creo que esto es algo que hay que poner en valor", ha apuntado.

De esta manera, ha logrado, tal y como explicó el portavoz de ERC, Gabriel Rufián, "torcerle el brazo" a Sánchez, sacando adelante la medida y demostrando que su poder en el Consejo de Ministros es cada día mayor, ante un Sánchez cada día más débil que sigue a merced de las exigencias de Podemos y de los independentistas a los que ha confiado su futuro, tanto al frente del Ejecutivo como del PSOE.

Felipe González critica que Sánchez se someta a los independentistas

De hecho, estos mismos pactos, han encendido a los históricos dirigentes del socialismo, como el propio expresidente Felipe González, que en Onda Cero ha asegurado que los acuerdos que ha formado el PSOE con ambas formaciones "tienen implícitas unas contradicciones que no permiten hacer un proyecto de país".

Además, fue aún más claro con respecto a la línea emprendida por su sucesor en el PSOE, desmontando la idea sanchista de que, en resumen, el fin justifica los medios: lo importante no son solo los objetivos, vino a decir, "sino si realmente si esos objetivos definen que España es un proyecto de futuro y es un estado de nación y no va a permitir que se desguace con las autodeterminaciones, en algún momento eso tiene que quedar claro".