18 de octubre de 2019
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Sánchez arruina la confianza económica de los españoles en tiempo récord

En apenas seis meses, el presidente ha enterrado las perspectivas de crecimiento y ha hundido las expectativas de los ciudadanos, según el ICC.

De todo menos esperanza ha insuflado Pedro Sánchez en los hogares españoles, pues en apenas seis meses de estancia en La Moncloa como presidente ha hundido las previsiones económicas de los ciudadanos.

Los españoles valoran negativamente la actual situación económica y las expectativas de aquí al verano. La confianza económica ha sufrido con  Sánchez la mayor caída desde la crisis de deuda en 2012 y, por el momento, nada apunta a que vaya a mejorar.

 

El Índice de Confianza del Consumidor (ICC) bajó 1,6 puntos el pasado noviembre, hasta situarse en 91,4, su nivel más bajo de los últimos dos años y 15,6 puntos menos que en junio, cuando el líder del PSOE llegó a la Moncloa, según los últimos datos publicados por el CIS. Una puntuación inferior a 100 puntos refleja una valoración negativa.

Este descenso, que contrasta con la subida en 2,4 puntos que se registró en octubre, se debe a la peor valoración que hacen los ciudadanos tanto de la situación actual como de sus menores expectativas. Dentro de los dos indicadores que componen el índice de la confianza del consumidor, el de situación actual registró un retroceso de 1,6 puntos, hasta los 83,8 puntos, casi 18 puntos menosque en junio. Por su parte, el indicador de expectativas disminuyó 1,5 puntos en noviembre, hasta los 99 puntos, 13 menos que en junio.

Dentro del indicador de situación actual, la valoración de los consumidores sobre la evolución general de la economía bajó 3,2 puntos, hasta un total de 77,8, casi 25 puntos menos que en junio; la del mercado de trabajo retrocedió siete décimas, hasta los 82,5; y la percepción sobre la situación de los hogares cayó un punto, hasta los 91.

Por su lado, el descenso de las expectativas de los ciudadanos es resultado del empeoramiento en 3,1 puntos de la valoración sobre la evolución futura de la economía y del retroceso en 3,6 puntos de las expectativas sobre el empleo. Ambos indicadores también han caído de forma sustancial desde junio. Por el contrario, la valoración sobre la situación futura de los hogares mejoró 2,1 puntos, siendo la única que supera el umbral de los 100.

 

Comenta esta noticia
Update CMP