16 de septiembre de 2019 | DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

El rey Juan Carlos pierde los papeles en un restaurante tras una fotografía

El rey Juan Carlos sigue siendo un hombre muy polémico

El rey Juan Carlos sigue siendo un hombre muy polémico

El monarca estaba invitado a una cena con amigos cuando se percató que en la puerta se encontraba un grupo de fotógrafos que acabó inmortalizándole junto a una vieja conocida.

Lunes 12 de junio. Restaurante Amazónico en pleno centro de Madrid. El rey Juan Carlos asiste, como invitado, a una cena organizada por Pepe Fanjul, el rey del azúcar, y amigo personal del rey emérito. No estaban solos. Otros miembros de la alta sociedad española disfrutaban alegremente de unos víveres para festejar su paso por España. Todo parecía ir bien pero no fue así, pues al entrar del restaurante se vivieron momentos de máxima tensión.

Juan Carlos se percató de la presencia de los reporteros gráficos. El periodista Carlos Pérez Gimeno asegura que lo que pasó a continuación fue un auténtico despropósito. Gimeno cuenta en Libertad Digital que cuando el monarca vio a los fotógrafos montó en cólera, abroncó a Franjul: "En la esquina estaban los fotógrafos sacando a los invitados. Están allí (en ese restaurante) de forma permanente. Cuando vieron a Juan Carlos fueron hacia allí y le echó, cuando entró, una bronca de aquí a mañana. Luego se relajó y posó con Cristina Macaya, amiga íntima de Marta Gayà".

No es la primera vez que sucede algo parecido. Aunque en esta ocasión Fanjul pidió disculpas y transmitió a su amigo que no tiene ninguna intención de aparecer en la prensa, Federico Jiménez Losantos confirmó en su espacio radiofónico que "este tipo de ataque de ira" también ocurrió cuando "dio un manotazo a la reina Sofía en el Obradoiro". Más beligerante fue la subdirectora del programa de EsRadio al afirmar que: "estos ataques de senilidad se parecen a cuando dijo a los periodistas que le querían poner un puno en la tripa". Afirmaciones que fueron mucho más controvertidas durante la charla posterior y que evidencian la mala fama del hombre que, durante muchos años, fue el personaje más querido por los españoles.

Comenta esta noticia
Update CMP