16 de septiembre de 2019
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Los presidentes de las diputaciones socialistas se amotinan contra Pedro Sánchez

Pedro Sánchez junto a su equipo.

Pedro Sánchez junto a su equipo.

El pacto entre Sánchez y Rivera ha empezado a suscitar voces en contra dentro del PSOE, especialmente en el punto referido a las diputaciones. Y ello en plena votación de la militancia.

A pesar de los malabares de Pedro Sánchez para enmascarar su pacto con Ciudadanos en la pregunta que ha lanzado a la militancia ("El PSOE ha alcanzado y propuesto acuerdos con distintas fuerzas políticas para apoyar la investidura de Pedro Sánchez a la presidencia del Gobierno. ¿Respaldas estos acuerdos para conformar un gobierno progresista y reformista?"), empiezan a surgir voces disidentes.

Las primeras son las de los presidentes de las diputaciones provinciales, condenadas a muerte en el acuerdo entre el socialista y Albert Rivera. Pero sólo las de régimen común -he ahí la trampa-, que serían sustituidas por "Consejos Provinciales de Alcaldes para la atención al funcionamiento y la prestación de servicios de los municipios de menos de 20.000 habitantes de la provincia respectiva".

La rebelión ha comenzado. Los presidentes socialistas de las diputaciones de Jaén, Córdoba, Granada, Zaragoza, Huesca y Cáceres ya han anunciado que votarán en contra del pacto, y es muy probable que en las próximas horas se sumen más. 

El de Jáen, Francisco Reyes, que asimismo es el líder del PSOE provincial, se quejó de que el acuerdo se limite a las diputaciones de régimen común y no sume a las de régimen foral ni de consejo o cabildos, de manera que cuestionó si "esa es la simetría que defiende" Ciudadanos. "Si el acuerdo dice textualmente suprimir las diputaciones, Paco Reyes dirá no. Es más, hablaré con el resto de compañeros de la provincia en ese legítimo derecho de defender lo que creo que es justo, algo en lo que estoy seguro voy a coincidir con un número importante de compañeros", señaló.

La de Cáceres, Rosario Cordero, señaló que esta medida perjudicaría enormemente al mundo rural y a Extremadura, y criticó que el PSOE vuelva a abrir este debate que los socialistas cerraron en 2011. El de Granada, José Entrena, cargó contra Ciudadanos por su desconocimiento del mundo rural. El de Zaragoza, Juan Antonio Sánchez Quero, participó este jueves en una concentración convocada por la UGT a las puertas de su Diputación Provincial y en defensa de la misma. Y así sucesivamente.

La propia Susana Díaz defendió la "necesidad, utilidad y eficacia" de las diputaciones provinciales para "vertebrar y cohesionar el territorio".

Comenta esta noticia
Update CMP