08 de Mayo de 2021 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Tribunales Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía M. Ambiente ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía
Rafael Amargo.

El que faltaba: Amargo desmiente a Canales sobre su relación con Fidel Albiac

Uno de los capítulos aparte que destapó Rocío Carrasco en su serie atañe al bailarín que ahora concursa en Supervivientes junto a la mujer de Antonio David. Alguien que le conoce habla.

| Redacción Chismógrafo

Ahora que las cosas están más calmadas para él Rafael Amargo ha asegurado que iba a ir a esta edición de Supervivientes pero consideró que no era el momento: "Creo que no es el año para hacer esas cosas. Demasiado exponerte, es agarrarse a un clavo ardiendo cuando quedarte en tu casa y pasar fatigas sale más rentable a la larga".

Eso no le ha impedido opinar sobre la edición que ahora está emitiendo Telecinco y sobre el casting se ha mostrado de lo más sincero: "Canales y Agustín Bravo son los más grandes de esta edición, qué bien, me pongo a ver el programa y no conozco a la mitad, son gente del día a día, tiene que haber un casting variado, pero me alegro de no haber ido a esta edición, ya me tocará otra".

Sobre la relación de Antonio Canales y Fidel Albiac, de la que tanto se ha estado hablando desde que la destapó Rocío Carrasco y luego la negó el bailarín desde Honduras, Rafael vino a dar la razón a la hija de Rocío Jurado: "Antonio que era amigo y vecino le ofreció su casa hasta que Rocío salió del hospital y vio lo que pasaba. Creo que ahí la familia se metió a defender una cosa que solo debería haber dicho la dueña de la casa, por muy tío tuyo que sea. Antonio se portó muy bien con Fidel y ellos se quieren mucho, como familia".

En cuanto a la serie de Telecinco de la que tanto se está debatiendo aseguró que "Rocío Carrasco me parece una mujer muy entera, merece mis respetos, es una mujer que siento y veo la soledad que también ha tenido que vivir, el poco apoyo de personas, pronto se le fueron sus seres más queridos, eso es muy difícil. Yo tengo la suerte de tenerlos a todos conmigo, ese exceso de amor me hace ser así de rebelde. Me da mucha cosita en el alma de cómo lo ha podido pasar".

A pesar de todo cree que ya no debería hablar más: "De todas formas lo que hay que contar ya se ha enterado uno, lo demás ya son minucias que creo que están de más. Creo que la gente que haya escuchado se puede posicionar en un sitio o en otro pero que todo lo que sea seguir hablando, creo que irá en contra de ella, ya lo hemos visto, lo hemos llorado y lo hemos vivido. Yo no soy nadie para opinar, pero se me parte el alma sobre todo de que una madre y unos hijos, de la manera que sea, no tengan por lo menos una relación, que no se quieran".

Sobre la difícil situación por la que pasó en los últimos meses, el bailarín admite que "todavía estoy un poco consternado por muchas cosas, tengo que esperar que salga el juicio que evidentemente estoy muy tranquilo, pero lo estamos pasando mal porque todos somos una familia muy unida y muy entera. Mi padre, mi madre, mis hijos... no pasa nada, para eso está, ahora se demostrará y ya está, pero la presunción de inocencia no ha existido. Creo que ha sido excesivo... al paredón. Yo me asusté, evidentemente si es otro no le pasa eso. Las personas que son mediáticas tienen que ser un ejemplo para estas cosas".