21 de Junio de 2021 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Tribunales Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía Sostenibilidad ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía
Yolanda Díaz en un encuentro con Ada Colau.
Yolanda Díaz en un encuentro con Ada Colau.

Yolanda Díaz presume de haber salvado el acuerdo de los ERTE desde la cama

La ministra de Trabajo se apropia del éxito de las negociaciones pese a que en las últimas, y claves, no ha participado por prescripción médica. Al ministro Escrivá ni lo menciona.

| ESdiario Economía

Habemus acuerdo. El Gobierno, la patronal y los sindicatos han llevado las negociaciones de la prórroga de los ERTEs a buen puerto después de un intenso tira y afloja. Este jueves por la tarde se celebrará un Consejo de Ministros en el que se ratificará su extensión hasta el 30 de septiembre. 

Lo curioso es que ha sido la ministra de Trabajo, Yolanda Díaz, la encargada de anunciarlo en primera persona pese a que se descolgó de las últimas reuniones por prescripción médica, según ella misma contó en Twitter este miércoles por la mañana. 

Minutos después de las seis de la tarde se produjo la fumata blanca, después de que la CEOE ratificara por unanimidad el acuerdo en un Comité Ejecutivo:

 

Diez horas antes de ese tuit ella misma, la líder de Unidas Podemos en el Gobierno, había contado que se quedaba en casa por prescripción médica. 

 

En el mensaje sobre el acuerdo no hay una sola mención al otro ministro implicado en las negociaciones, José Luis Escrivá, al que su compañera de bancada dejó solo para tomar partido por los agentes sociales en la batalla por las exoneraciones a las empresas que siguen en ERTE.

Algunos cambios

La nueva prórroga mantiene básicamente el mismo esquema de protección a empresas y trabajadores vigente hasta el 31 de mayo, aunque con cambios en los porcentajes de exención.

Se mantendrán las tres modalidades de ERTE actuales: los destinados a los sectores ultraprotegidos y a las empresas vinculadas a su cadena de valor; los ERTE de impedimento de la actividad, y los ERTE de limitación, los dos últimos pensados para restricciones administrativas temporales adoptadas como medida de freno a los contagios de Covid (reducción de aforos o prohibición de apertura, por ejemplo).

En los ERTE de sectores ultraprotegidos y su cadena de valor de empresas con menos de 50 trabajadores las exenciones a la Seguridad Social serán del 95% si los trabajadores se quedan en el ERTE durante todo el periodo de vigencia del acuerdo (junio, julio, agosto y septiembre). En el caso de las empresas con más de 50 trabajadores, el porcentaje de exención será del 85%.

Para los trabajadores que se queden en el ERTE, es decir, cuya relación laboral permanezca suspendida, las exenciones, en el caso de empresas de sectores ultraprotegidos de menos de 50 trabajadores, serán del 85% en junio, julio y agosto y del 70% en septiembre. Si tienen más de 50 trabajadores en plantilla, serán del 75% en junio, julio y agosto y del 60% en septiembre.

En el marco del diálogo social también se ha resuelto el nudo gordiano de los autónomos. El presidente de ATA, Lorenzo Amor, explicó que habían alcanzado un acuerdo para prorrogar el cese de actividad y que se protegerá a ese 90% de autónomos que el pasado viernes quedaba fuera.

El diálogo social ha sido una de las principales bazas esgrimidas por el Gobierno de coalición, y bajo ningún concepto quería el presidente que se truncara en la que puede ser la última prórroga de los ERTE.