08 de Mayo de 2021 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Tribunales Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía M. Ambiente ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía
Baltasar Garzón junto a Gaspar Llamazares.

La polémica reaparición de Baltasar Garzón: pide un Gobierno PSOE-Podemos

El ex juez participa en un acto público en defensa de la formación de un "Ejecutivo de progreso" junto a políticos como Gaspar LLamazares o Joan Baldoví. En el "lío" meten a Ciudadanos.

| ESdiario España

El polémico ex juez Baltasar Garzón vuelve a la escena pública y lo hace para posicionarse políticamente y en contra del PP de Mariano Rajoy. Lo hace acompañando a Izquierda Abierta (partido impulsado por Gaspar Llamazares en IU), Recortes Cero, al portavoz de Compromís en el Congreso, Joan Baldovi, y otras personalidades como el sindicalista y ex diputado Antonio Gutiérrez, la abogada Cristina Almeida y el poeta Luis García Montero en la celebración este sábado en un acto público en Madrid en defensa de un "Gobierno de progreso" que una de alguna manera al PSOE, Unidos Podemos y Ciudadanos

Esta apuesta por un gobierno de cambio ya se ha plasmado en tres manifiestos públicos desde las elecciones de junio, el 28 de julio, el 30 de agosto y el 28 de septiembre de 2016, y cuentan con la firma de decenas de profesionales. 

El acto público ha sido promovido por el partido de Gaspar Llamazares, pero también cuenta con el respaldo de los sindicatos Comisiones Obreras y UGT y de otras organizaciones políticas como Izquierda Socialista de Madrid, Nova Esquerda Galega y Alternativa Socialista

Preocupados por la gestora del PSOE

Los organizadores del acto consideran que "las últimas maniobras producidas en el PSOE para evitar que se conforme cualquier gobierno alternativo a otro del PP han sido tan atemorizantes como desesperanzadoras", pero insisten en que, "a pesar de los muchos relatos interesados", a día de hoy sigue siendo posible "un acuerdo de mínimos" que permita sacar adelante un "Gobierno de progreso".

"El cambio no frustraría las expectativas de los millones de españoles que así lo expresamos con nuestro voto, pero una gran coalición sí, y una abstención secuestrada también, además de vergonzosa", argumentan. 

Aunque admiten que ese cambio "no sería el soñado, sobre todo por las izquierdas", al menos es "posible". Sería, por tanto, "un cambio de urgencia, un cambio de emergencia, un cambio que cumpla unas expectativas mínimas, que rescate a la sociedad y vire el rumbo de este país para tomar una dirección opuesta a la que llevamos con el PP", añaden.