| 18 de Octubre de 2021 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Tribunales Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía Sostenibilidad ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía
El Rey Felipe VI y el presidente de la Junta de Andalucía, Juanma Moreno, se saludan en el inicio del curso académico en Córdoba.
El Rey Felipe VI y el presidente de la Junta de Andalucía, Juanma Moreno, se saludan en el inicio del curso académico en Córdoba.

El Rey inaugura el curso universitario, de nuevo presencial, en Córdoba

Las universidades volverán a ser punto de encuentro para estudiantes y docentes. Desde la Universidad de Córdoba se aborda la financiación, para que el conocimiento llegue a la sociedad

| Manuela Herreros Andalucía

El curso académico 2021/2022 en las universidades españolas ha comenzado hoy lunes con el acto inaugural que ha estado presidido por el Rey Felipe VI, desde el Campus de Rabanales de la Universidad de Córdoba.

El arranque de este curso tiene un significado muy especial porque supone la vuelta a la presencialidad en las aulas. Este ha sido el aspecto que ha centrado el discurso del monarca y de las autoridades presentes como el ministro de Universidades, Manuel Castells, el presidente de la Junta de Andalucía, Juanma Moreno, y el rector de la Universidad de Córdoba, José Carlos Gómez.

Tras dos años en los que la formación universitaria se ha visto afectada por las restricciones que ha conllevado la pandemia por Covid-19 y ha tenido que ser virtual, estudiantes y docentes se vuelven a encontrar en los espacios dedicados al conocimiento y la investigación

El Rey ha comenzado su intervención con un mensaje de afecto a los afectados por la erupción del volcán en la isla de La Palma, asegurando que está muy pendiente de la evolución y en contacto permanente con las autoridades.

Tras ello, las palabras han sido para resaltar la labor que se realiza en la Universidad de Córdoba, que cumple su 50 aniversario como uno de los referentes en materia agroalimentaria, científica y de innovación. Celebra según el monarca una “juventud madura”.

En este foro, Felipe VI ha señalado que "es muy necesario y urgente prepararse más y mejor" para afrontar los nuevos desafíos sanitarios y medioambientales que comprometen el futuro de nuestro planeta y de las sociedades, tal y como las conocemos. La importancia de la ciencia ha quedado demostrada con el trabajo realizado con las vacunas y debe mantenerse “con independencia del contexto sanitario”, según el Rey.

 

La potenciación de la investigación y la transferencia del conocimiento a los sectores sociales y productivos del país ha de convertirse en una prioridad para el conjunto de la sociedad y de los poderes públicos.

Además del discurso del Rey, que ha sido el que ha concluido las intervenciones, en el salón de actos Juan XXIII la primera en tomar la palabra ha sido la catedrática de genética de la facultad de Ciencias de la Universidad de Córdoba, María Teresa Roldán, quien ha abierto el acto con una clase magistral sobre la reparación del ADN. Entre genomas y epigenomas, la profesora ha dejado constancia de la importancia de los avances científicos que tienen su base en las universidades.

 La financiación de las universidades

A continuación, el rector de la UCO y presidente de la CRUE-Universidades Españolas ha destacado que la inauguración coincide con la celebración del 50 aniversario de este centro universitario, que tiene un marcado carácter investigador y fuerte repercusión social. Aquí Gómez ha hecho hincapié en las necesidades de financiación que experimentan y que les llevó a reclamar un nuevo modelo.

Sobre este asunto ha agradecido a la Junta de Andalucía, a su presidente y al consejero de Universidades, el cambio del modelo de financiación en la comunidad para el sistema público andaluz, que llevaba once años estancado.

Sin embargo, Gómez ha indicado que los fondos deben aparejarse a los que reciben otras universidades europeas y aquí se ha dirigido al ministro Castells para recordarle que esa financiación “no puede estar sujeta a fondos coyunturales” para seguir consiguiendo la excelencia universitaria.

En referencia a las inversiones, el ministro del ramo ha indicado que desde julio de 2020 al mismo mes de 2021 se han destinado 400 millones a las universidades provenientes de los fondos Covid y 330 millones de los fondos europeos. Aunque ha captado la reclamación del rector sobre la inestabilidad de estas inversiones que se producen por un contexto determinado, ha querido poner de relieve las competencias compartidas con las comunidades autónomas.

El Rey Felipe VI, acompañado por el presidente de la Junta de Andalucía y el Rector de la Universidad de Córdoba, en el acto inaugural del curso académico universitario.

El impulso al cambio de la Junta

Por su parte, el presidente de la Junta de Andalucía ha destacado la importancia de las Universidades no sólo como lugares de formación sino como impulsores de los cambios en la sociedad. Así las ha calificado “como palancas propulsoras de conocimiento”, pero también de desarrollo, de emprendimiento y de más y mejores alianzas con el tejido productivo.

Aquí Moreno ha puesto como ejemplo el centro de prontoterapia de Córdoba, prueba de la conjugación de los esfuerzos del sector privado y público.

Pero la apuesta de la Junta de Andalucía en lo que discurre de legislatura no sólo ha sido reconocida por el Rector de la UCO, sino que se recoge en las cifras que reciben las 10 universidades públicas andaluzas. Moreno ha señalado que el presupuesto anual de las diez Universidades Públicas andaluzas supera la barrera de los 2.000 millones de euros, de los que más de 1.500 millones procede del presupuesto de la Junta.

Un propósito firme por “conquistar el progreso y competir”, ha asegurado el presidente andaluz al incidir en la inversión en menos de tres años que se ha dedicado a la investigación y desarrollo de más de 300 millones de euros. Así ha manifestado que las Universidades, los centros de investigación y los parques tecnológicos son polos de atracción empresarial de primer nivel y ha reiterado el compromiso del Ejecutivo andaluz con la inversión en I+D.

En definitiva, un acto que refleja la repercusión que debe tener la universidad en la propia sociedad, volcando el conocimiento para mejorar nuestro futuro.