| 18 de Enero de 2022 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Tribunales Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía M. Ambiente ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía
Julia Janeiro muy preocupada y atenta con su gato.
Julia Janeiro muy preocupada y atenta con su gato.

Un nuevo nubarrón negro en la complicada existencia reciente de Julia Janeiro

La hija de Jesulín de Ubrique y María José Campanario no gana para disgustos en los últimos tiempos. Intentando pasar desapercibida a toda costa le ha surgido una nueva preocupación.

| Redacción Chismógrafo

Momentos complicados para Julia Janeiro. Tal y como aseguró hace tan solo unos días su abogado, Antonio González Zapatero, en conversación con el programa Ya es mediodía, la hija de Jesulín de Ubrique y María José Campanario está tranquila tras su demanda penal contra Brayan Mejía, a la espera de que el juez decida qué hacer con su caso.

Y es que según el letrado todavía no saben si habrá juicio por presunto delito de violencia de género contra su exnovio tras el altercado que protagonizaron en la noche del 31 de octubre en una discoteca madrileña (en el que, supuestamente, el futbolista agredió a Julia y la tiró al suelo) o si, por el contrario, archivará la denuncia interpuesta por la influencer.

Intentando continuar con su vida al margen de la polémica, la hija de María José Campanario ha tenido que hacer frente a una nueva preocupación en los últimos días, ya que su gato está enfermo. Tal y como confesó la propia Juls recientemente en sus redes sociales su adorada mascota (que al parecer Brayan le amenazó con arrebatarle tras su ruptura) tiene hongos en la piel.

Julia Janeiro está volcada en el cuidado de su mascota

Volcada en el cuidado de su minino, la infuencer afronta este problema de salud de su mascota y muy seria, como la hemos visto en los últimos días. Y es que a pesar de que tanto sus padres como su novio, el futbolista Álex Balboa, están muy pendientes de ella en estos delicados momentos, la joven ha preferido no tener compañía en su visita al veterinario con su gato.

Tan discreta como en ella es habitual, ya que su abogado ha confesado que Julia no quiere ser famosa a pesar de la popularidad de sus padres, la influencer evitó contar a los reporteros cómo se encuentra ni qué hay de cierto en las últimas informaciones que rodean a su demanda contra Brayan.