14 de Junio de 2021 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Tribunales Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía Sostenibilidad ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía

Tezanos sigue bendiciendo a Sánchez en un barómetro del CIS que nace muerto

La nueva encuesta de intención de voto se fraguó antes del terremoto causado por la presentación de la moción de censura en Murcia, algo que ha desbaratado el tablero político.

| A. Jiménez España

Tezanos sigue alegrando las mañanas a Sánchez. La cocina del Centro de Investigaciones Sociológicas ha vuelto a publicar otro barómetro sobre la intención de voto de los españoles. Una encuesta que nace muerta y sin ningún valor predictivo, ya que todo ha saltado por los aires con la fallida presentación de la moción de censura en Murcia, que ha provocado la debacle en Ciudadanos y el desembarco de Iglesias en Madrid con la convocatoria electoral.

Pero al margen de su escasa cercanía a la realidad, Tezanos ha vuelto a colocar en cabeza a Sánchez, con una estimación de voto del 31,3 por ciento, y amplía claramente su distancia con el PP, que pierde casi un punto respecto a la encuesta anterior, situándose en el 17,9%.

 Los malos resultados en las elecciones catalanas podrían haber pasado factura al PP, que ve como, según Tezanos, Vox seguiría recortando terreno para escalar hasta un 15%, colocándose como la formación que más crece en el último mes, aunque obtendría el mismo resultado que el cosechado en los comicios de 2019.

Por su parte, Podemos sigue hundiéndose cada día más, a punto de perder la cuarta posición, y ya no supera ni el 10% en intención de voto, quedándose en un 9,6%, frente al 12,84% que obtuvo en las pasadas elecciones y que le permitió llegar al Gobierno de la mano de Sánchez. 

Mientras tanto, Ciudadanos, con una encuesta ajena a la salida constante de dirigentes por el fiasco de la presentación de la moción en Murcia, se mantendría con un 9,5%. Una cifra que es muy probable que se desplome en el próximo barómetro del CIS.

De hecho, cualquier análisis de estos resultados se queda obsoleto, una vez que el tablero político ha explotado con el inicio de una campaña electoral madrileña que ya comienza a echar a andar, con Iglesias como punta de lanza de Podemos y con un Cs herido de muerte.