| 26 de Octubre de 2021 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Tribunales Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía Sostenibilidad ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía
Pedro Sánchez y Yolanda Díaz.
Pedro Sánchez y Yolanda Díaz.

Pedro Sánchez quiere ayudar a Yolanda Díaz a acabar con Podemos

La gallega parece dispuesta a hacer saltar por los aires el tablero. Lógicamente, sepultando a Iglesias. Y en su afán se ha encontrado con un aliado inesperado: el propio presidente.

| Antonio Martín Beaumont España

Falta mucho trecho por recorrer. Un camino lleno de incertidumbres. Sin duda. Pero la transformación de Yolanda Díaz en candidata a las generales de 2023 tiene que provocar un reordenamiento en la izquierda del PSOE. La vicepresidenta segunda y ministra de Trabajo piensa en un futuro en el que Podemos, ya sin el corsé de Pablo Iglesias, sea capaz de asumir su nuevo lugar.

Desea que una suma de siglas, incluidas llegado el caso las del proyecto de Iñigo Errejón, Más País, que a todas luces arrastraría consigo a Compromís y a Equo, apuesten abiertamente por constituirse en una suerte de coalición para maximizar los resultados electorales.

A lomos de esta “alianza de izquierdas” la gallega parece dispuesta a hacer saltar por los aires el tablero. Lógicamente, sepultando a Iglesias. Aunque lo niegue por tierra, mar y aire. La caída de quien fuera omnipresente líder de los morados, escracheado este fin de semana en la misma fiesta del PC, fue veloz y sin anestesia. Y para Díaz mirar hacia atrás es tanto como convertirse en estatua de sal.

Los morados parecen condenados a la irrelevancia, cuando no a la extinción

Ahora, después de un puñado de meses de duelo, ha llegado la etapa de cerrar esa página. Incluso en la cúpula de Podemos perciben el final de su propia existencia, al menos tal y como se la han guisado en solitario. Eso sí, tratan de resistir desde la retaguardia al intento de Díaz de volver a levantar el sueño malogrado de los que llegaron a oler el asalto a los cielos.

Yolanda Díaz en la fiesta del PCE.

 

Los morados, de cualquier manera, parecen condenados a la irrelevancia. Veremos si no a la extinción. Incluso desde La Moncloa surgen muchos partidarios de que la “solución” Díaz triunfe. Entre ellos Pedro Sánchez. El presidente es un convencido de la importancia de insuflar oxígeno a su vicepresidenta.

El PSOE al rescate

En la sala de máquinas del PSOE ven negros nubarrones para mantenerse en el poder si continúa fragmentado lo que está a su izquierda en una multitud de fuerzas diferenciadas. Así que están plenamente decididos a salir al rescate del soldado Díaz, conscientes de que los sondeos cada día les pintan peor frente a la fulgurante refundación del centro derecha.

Si pierde Díaz en su apuesta, perderá Sánchez. Eso se afirma desde el equipo del presidente.  Así que tanto Ferraz como los fontaneros monclovitas andan enfrascados en avivar la llama de las confluencias. Otra cosa bien distinta es que, ante tanto tejemaneje político partidista, decisiones gubernamentales imprescindibles se queden sin acometer. Estrategia y relato. Sanchismo en estado puro.